¿Qué estilo fotográfico define tu web?

La fotografía es un poderoso aliado para generar sensaciones y que se relacionen con tu trabajo.

En otro artículo  hablé sobre la importancia de usar fotografías en cualquier esfuerzo comunicacional por parte de los profesionales que trabajan de forma independiente o empresas.

Si no lo has leído te invito a que leas  “4 Poderosas razones para usar fotografía en tu página web

En este artículo voy profundizar un poco más sobre el uso de la fotografía como medio de comunicación.

En concreto, quiero hablarte de la importancia del estilo fotográfico y cómo puedes usarlo en tu página web.

Todos tenemos algo especial que ofrecer pero a veces no sabemos cómo transmitirlo a los demás correctamente. Ser conscientes de ello es muy importante porque comunicar lo que te hace diferente es esencial hoy en día.

La comunicación lo es todo.

Sobre todo en Internet, la parte negativa  es que se pierden muchos elementos de la comunicación que se dan cara a cara.

En el mundo on-line casi toda la comunicación es visual. Por eso, debes potenciar esa característica y usarla a tu favor.

El uso de fotografías hace más fácil la transmisión de tu mensaje y su comprensión por parte de los demás. También, mejoran la manera en la que las personas se relacionan con tu web.

 

¿Qué es el estilo fotográfico?

 

Para un fotógrafo el estilo fotográfico es el conjunto de técnicas que se usan para abordar una fotografía dentro de un determinado género fotográfico.

Conforman su marca personal.

La fotografía muestra dos cosas: una realidad que se ve en la imagen e indirectamente el interés del fotógrafo por cierta temática, los recursos fotográficos que emplea o el nivel de compresión del medio y su estética.

Dice mucho de la forma de ser del fotógrafo como profesional.

Cuando un potencial cliente entra a tu web pasa lo mismo: relaciona lo que ve en la imagen y la manera de presentarlo con esos valores que definen tu trabajo y que son tan importantes para ti.

Para saber qué tipo de fotografía  debes usar, hay algo que debes preguntarte:

 

¿Quién eres como profesional?

 

Es importante encontrar los puntos que te diferencian de los demás y  qué hacen que tu servicio o producto sea especial.

Una vez que hayas encontrado los fundamentos de tu negocio necesitas encontrar la manera de expresarlo a través de las imágenes.

No sirve de nada solo contar lo que haces, tienes que mostrarlo. Y tampoco de cualquier manera, usa imágenes  creíbles y veraces.

Cuando una persona contrata un servicio no solo comparte una relación de transacción: dinero por servicio. También se comparte la idea de cómo deben de ser las cosas.

 

 

“Las fotografías son ventanas hacía el mundo real. Son metáforas visuales hacia lo que eres como profesional. Hacia tu mundo”

 

 

Soy el hombre de los ejemplos.

Así que quiero darte uno para ilustrar la idea. Y no hay mejor manera que a través de una de las comidas que más me gustan: la pizza.

Viajamos a Chicago (EE.UU) donde se encuentra una de las mejores pizzerías de la ciudad: Giordano´s.

La pizzería fue creada por Efren y Joseph Boglio, inmigrantes italianos. Basaron todo el negocio en las famosas recetas de su madre, Mama Giordano.

 

¿Qué estilo fotográfico define tu web?

 

¿Qué caracteriza el estilo fotográfico de la página web?

El detalle y el color.

Primero estamos hablando de comida,  fotografías con planos generales de los alimentos no servirían de nada. Necesitamos ver cómo son los platos y los ingredientes.

Y por lo que estoy viendo, muy apetecibles. De hecho se me está haciendo la boca agua…

 

 

¡Viva los detalles!

Además, el fondo de la web es una fotografía que muestra un suelo de madera. Esto no se hace así porque sí ya que la madera transmite calidez.

Calidez es lo que también transmite el color de toda la web; tonos cálidos inundan todos los elementos dando la sensación de calor y confort.

La fotografía transmite a la perfección la historia de Giordano´s.

¿Qué crees que comparten  los dueños de Giordano´s con sus clientes?

El amor por la cocina italiana hecha en casa de manera tradicional. Pero no la que cualquier italiano podría hacer en su casa, no.

Es la comida que su madre les hacía de pequeños.

La nostalgia impregna cada parte de la web en donde queda claro que la tradición culinaria y la familia juegan un papel esencial.

No solo eso, sino también el amor por su comunidad con la que comparten sus tradiciones. Ahí está el potencial de la fotografía con medio de comunicación.

 

Tu web como metáfora visual

 

Quiero explicarte el porqué de la fotografía que encabeza el artículo.

Fue la primera que hice para ilustrar el primer intento de promoción como fotógrafo. Fue el primer paso de ser un aficionado a la fotografía a querer vivir de ello.

Me acuerdo de aquella tarde y  de las ganas con la que empecé este camino. Esa imagen es la metáfora de algo que era mucho más profundo: la motivación por empezar un nuevo proyecto; el comienzo.

He de decir que han pasado 4 años desde aquella fotografía y que ahora aquel sprint  ha pasado a ser una carrera de fondo: sin pausa pero sin prisa. Las cosas se toman con más calma y el estilo fotográfico de mi web actual lo refleja.

Las fotografías son ventanas hacía el mundo real. Son metáforas visuales hacia lo que eres como profesional; hacia tu mundo.

La imagen muestra algo en concreto pero la interpretación por parte de la gente es mucho más completa. Conecta con los recuerdos, sensaciones y emociones que están latentes en el subconsciente de tus clientes.

El hecho de que un potencial cliente relacione esas ideas expresadas a través de las fotografías con su sistema de valores y creencias hace que la unión sea mucho más fuerte.

 

 

“Cuando no estás transmitiendo el valor de tu trabajo a través de la imagen de marca estás perdiendo potenciales clientes”

 

 

Ese momento es subjetivo y por eso la imagen conecta de forma diferente con cada persona que entra a tu web.

El estilo fotográfico funciona como un reclamo que seduce a los sentidos. Facilita que las personas se sientan identificadas con la realidad en tu trabajo.

Volviendo al ejemplo de la pizzería.

Quien entra a su página web, sin saber cómo son los dueños ni el restaurante ya se hacen una idea de cómo es el negocio y qué se pueden esperar. Eso sin saber siquiera cómo son las pizzas.

Todos los elementos de la web están perfectamente representados.  La fotografía toma el papel protagonista captando la atención desde el primer momento. No te deja indiferente y menos si te gustan las pizzas como a mí.

Los dueños saben transmitir a la perfección qué los define como profesionales.

Es verdad que no siempre se dispone de fotografías profesionales. Pero lo que siempre se debe tener es la actitud de ofrecer siempre lo mejor y proyectar profesionalidad dentro de los recursos de cada uno.

Cuando no estás transmitiendo el valor de tu trabajo a través de la imagen de marca estás perdiendo potenciales clientes.


¿Y tú qué piensas?

¿Crees que las fotografías son importantes?

¿El estilo fotográfico de tu web refleja la calidad de tu trabajo?

Me gustaría saber tu opinión.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.